Conversando con Dominique Manriquez, atleta destacada de Lonquén

Para Consorcio Santa Marta, el fomento de la actividad deportiva es uno de los pilares fundamentales de su gestión de Responsabilidad Social Empresarial, por lo mismo este año reafirmó su compromiso y apoyo con la atleta destacada Dominique Manriquez Jaña, ranqueada nacional en 400 y 800 metros planos que hoy corre por el Club Atlético Francés.

En una conversación cercana y sincera con esta joven de Lonquén y estudiante de Preparación Física, nos cuenta de sus inicios, del apoyo de su familia y los desafíos que se ha planteado para el futuro en materia deportiva.

 

¿Cómo y cuándo nace afición por el atletismo? 

Nace en el tiempo cuando yo vivía en Los Andes.  Tenía 7 años, en el colegio que yo estaba nos llevaban a los juegos Escolares Municipales 2 veces al año, por ende uno participaba en el deporte que uno elegía y yo quise correr. Fue mi primera carrera y mi primera medalla de plata (segundo lugar).  Solo quería poder ganarle a las más grandes en ese momento, ya que corrí en una categoría mayor a la mía.

 

¿Qué es lo que más destacas de la actividad deportiva que practicas?

Lo que más destaco de esta disciplina es el equipo humano que me acompaña, ya que para poder lograr los resultados, resulta fundamental el apoyo de mi entrenador y por sobre todo el cariño y compromiso de mi familia.  Destaco también las grandes amistades que uno crea en el atletismo.

 

Sabemos que el camino de convertirse en atleta profesional es complejo… ¿qué tan difícil ha sido para ti?, ¿cuál ha sido lo más duro que has debido enfrentar?

Bueno, todos sabemos que todo deportivo individual es más complejo que un deporte colectivo, por lo mismo ha sido difícil no solo para mí, también para mi familia ya que somos un grupo familiar esforzado y muy humilde.  No siempre me han podido ayudar en algunas cosas ya que no lo tienen, pero cada esfuerzo tiene su recompensa. Lo más duro que tuve que enfrentar en mi mundo deportivo fue cuando deje de creer en mí y me cuestionaba si en verdad esto era para mí, si en verdad algún día llegaría a   mis objetivos. Si en verdad estoy haciendo las cosas bien. Hubo una época en que no quería más, mi frustración fue tan grande que no quería saber nada del deporte. Gracias a lo que estoy estudiando ahora me ayuda a conocer los sentimientos o lo que un deportista piensa en cada momento y lo más importante como saber ganarle a la frustración.(tolerancia a la frustración)

 

El apoyo de la familia es fundamental… ¿qué le dirías a tus padres, hermanos… familia en general?

Que nunca dejen de creer en mí, que todo cuesta en el mundo deportivo, que su apoyo es fundamnetal para poder salir adelante. Estoy segura que mi familia en general (padres, hermanos, tíos y primos) está muy orgullosa por lo que hago y he logrado. Gracias por el apoyo y por seguir creyendo en mí.

 

¿De qué forma valoras la ayuda que entrega el CAL y Consorcio San Marta al desarrollo de tu carrera como atleta?

La gran parte de mí como atleta se la debo a CAL y a Santa Marta, ya que gracias a ellos estoy en el lugar correcto de entrenamiento, con el profesor correcto y los grandes beneficios que me dan. Me ayudan en mi recuperación de lesiones, en la implementación que necesito. Pero no solo lo material es lo importante, sino también la disponibilidad para ayudarme y acompañarme en todo momento, y eso se valora mucho.

 

¿Cuáles son los desafíos para el presente año?

Por mi parte personal es bajar mi marca en cada competencia que se me presente… cada vez más ir subiendo en el ranking nacional y en el equipo (lo que el profesor busca en mi) clasificar a los nacionales Universitarios (para poder ganar y clasificar al mundial) y los juego nacionales ad